Buen día


Me gusta empezar a trabajar temprano, 
Cuando aún es de noche, 
Con un buen café, 
Mientras la gente duerme.
Me gusta la calma, por eso,
Las primeras horas de la mañana 
Son especiales para mí. 

Hay amaneceres donde
Los colores pasteles en trazas 
Y la temperatura moderada 
Duran tan sólo unos instantes mientras,
El sol con sus rayos acaricia la mirada 
Y se cuela entre los edificios 
Para despertarlos uno por uno.

Ver como todo se ilumina,
Me da mucha paz,
Que en la madrugada hay guardar 
Para el resto del día.
A la gente le gusta el ruido
Y yo necesito que la progresión de los hechos
Tome su fuerza de a poco.

La música en mis oídos invita a pensarte.
En una hoja blanca de papel anoto 
Aquella con la que deseo contar 
Cuándo tú al fin llegues.
Pues, ansío llegar lentamente
Hasta tu boca sin escalas, 
Donde puedo reposar en los labios.
























Fotografía: Bettina Dávalos

Comentarios

Entradas populares de este blog

Planetario

Whatsapp miente

Atragantarse