Nostalgia

Un segundo me dejé alcanzar por el día gris
Y vino el recuerdo de tu rostro mientras dormías.
Se te veía tan pacífico y perfecto.

Aquella vez cuando abrí mis ojos en la madrugada,
Gotas de lluvia se deslizaban por el parabrisas del auto,
Los vidrios se empañaban y yo caía en sueño de nuevo.

Las memorias de esa mañana las llevo siempre conmigo
Para momentos en los que la magia necesita ser recreada,
Son instantes simples que se tatuaron en el alma.


Bettina Dávalos


Comentarios

Entradas populares de este blog

Muestra gratis

Whatsapp miente

Atragantarse