Mujer 3.0

De la abnegación total de mi abuela, aunque fingida,
a la aparente rebeldía total de mi madre,
quedo en unas circunstancias sospechosas
de sugerente realidad, en libertad.
No me duele la soledad
ni sentirme fuera de todo sistema
sin quien me espere con reclamos o quejas
aunque apreciaría un abrazo al regresar.


Bettina Dávalos

Comentarios

Entradas populares de este blog

Planetario

Whatsapp miente

Disimuladamente